La Secretaría de Seguridad Pública del estado confirmó que los dos penales de Huajuapan de León y Tlaxiaco, municipios de la región de la Mixteca, fueron clausurados y los internos trasladados a otras cárceles de Oaxaca.
Sin precisar el número de reos, la instancia informó que el jueves los internos de la penitenciaría de Tlaxiaco fueron reubicados en los penales de Etla y Cuicatlán, mientras los de Huajuapan al de máxima seguridad, ubicado en Miahuatlán de Porfirio Díaz.
Según la Secretaría de Seguridad Pública, el motivo de la clausura fue porque ambos inmuebles de las cárceles resultaron afectados por los sismos de septiembre.
Sin embargo, esta medida fue rechazada por los familiares de los presos de Huajuapan, quienes este viernes protestaron afuera de la penitenciaría y denunciaron la violación a los derechos de los internos por el traslado, del cual no les informaron.
Argumentaron que la falta de dinero será un obstáculo para que puedan visitar a sus familiares en el penal de máxima de seguridad de Miahuatlán, ubicado a más de seis horas de Huajuapan de León.
En el operativo de traslado participaron los custodios de las penitenciarías, la Policía Estatal y de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).