Oaxaca de Juárez, Oax. 10 de octubre de 2018.- Soldados del Ejército Mexicano destruyeron un predio de más de 10 mil 400 metros cuadrados de marihuana, que estaba oculta en una plantación de maíz, en inmediaciones de Tepuxtepec, en la región mixe de la Norte de Oaxaca.

“Esa es una de las cosas que aprovecha la delincuencia organizada, se aprovechan de la pobreza de los pobladores de las comunidades para emplearlos como trabajadores y simplemente se les paga como jornaleros su día de trabajo y si logran que el plantío produzca algo la ganancia no es para ellos simplemente reciben su paga, entre 80 y 100 pesos diarios”, explica Martín Terrones, comandante de la Vigésimo Octava Zona Militar.

En este predio asegurado, ubicado en una pendiente de la sierra, entre las comunidades de Llano Grande y Loma Linda, en Tepuxtepec, no hubo detenidos. El Ejército Mexicano atribuye que los responsables de la siembra de droga cuentan con un especializado equipo de comunicación, lo que les permite alertar de la llegada de militares.

“Se ha detectado que tienen medios de comunicación de banda corta en los cuales cuando llegamos a las comunidades pues se avisan, tienen sistemas también de estafetas de guías, gente que está vigilando la actuación y el tránsito de las tropas y son los que avisan cuando llegamos a los plantíos como este la gente ya no está en caso de que ellos nos vean, también normalmente ellos se van, nosotros no tenemos que perseguir, no hemos detenido a nadie, somos respetuosos de los derechos humanos, sobre todo de los usos y costumbres de las poblaciones”, detalla Juan Alejandro González Sánchez, comandante de la 23 Infantería con sede en Huajuapan de León.

Sobre la legalización de enervantes en México, el comandante de la 28 Zona Militar de Oaxaca, Martín Terrones Calvario, opinó que sólo el tiempo podría determinar si funcionaría la propuesta para evitar la violencia.

“Con el paso del tiempo se podría determinar si en dado caso de que se legalizara tanto la amapola como la marihuana, yo creo que el tiempo daría la razón sí hubo, si fue cierto, si hay mayores ventajas en la legalización o hay mayores desventajas, no se puede determinar si realmente con ello se evitaría la violencia”, considera.

En lo que va del año, en Oaxaca se han destruido 32 mil plantíos de enervantes, de los cuales 16 mil 883 han sido de marihuana y 15 mil de amapola.