Oaxaca de Juárez, Oax. 11 de abril de 2018. – Jubilados de la Sección 22 adherida a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) reinstalaron por tercer día consecutivo los bloqueos a la capital de Oaxaca en exigencia de que les paguen bonos, seguros de vida y prima de antigüedad por montos superiores a los 450 millones de pesos.
Desde el lunes han obstruido el tránsito en la calzada de la República en el centro de la ciudad como medida de presión para que el gobierno estatal atienda sus peticiones, mismas que fueron abordadas el martes en una reunión privada entre la Comisión Política de la Sección 22 y el gobernador Alejandro Murat Hinojosa.
Sus principales demandas son el pago de la prima de antigüedad para 15 mil 400 jubilados, cuyo monto en total supera los 450 millones de pesos, confirmó el vocero del sindicato magisterial, Wilbert Santiago Valdivieso.
Adicional a ello, piden el pago y un incremento del bono que reciben cada año, en este caso el correspondiente a 2017. Sin embargo, del monto por cada uno que es de 400 pesos aproximadamente, solicitan un aumento de hasta cinco mil pesos, como era hasta la administración del exgobernador Ulises Ruiz Ortiz.

De acuerdo con el vocero, en la reunión con el actual gobernador este se comprometió a revisar la situación para determinar el incremento que les darán a los profesores.
Otra de las peticiones es también el pago de seguro de vida a 800 trabajadores quienes en 2015 se jubilaron pero ante el adeudo con una aseguradora, el dinero no lo han recibido, según Santiago Valdivieso.
Para obtener estos pagos, los jubilados de la Sección 22 se han movilizado constantemente en la capital de Oaxaca y durante estos tres días cerraron la calzada de la República, lo que ha generado un caos vial.
Su situación será atendida en las siguientes reuniones con representantes del gobierno estatal, la mesa de trabajo próxima será el sábado 14 de abril.