La Sección 22 adherida a la CNTE reinstaló el lunes su plantón en el zócalo de la ciudad de Oaxaca para exigir al gobierno el cumplimiento total a sus demandas de carácter sindical y judicial.

Desde la mañana del lunes los sindicalizados instalaron su campamento luego de haberlo retirado el pasado jueves para la movilización del 1 de diciembre en la región del Istmo de Tehuantepec.
Su secretario de Prensa, Wilbert Santiago Valdivieso, informó que continuará el plantón con el 20 por ciento de la representación del magisterio, como parte de su protesta para exigir al gobierno federal y estatal otra mesa de negociación.

Sus principales demandas son la reinstalación de profesores destituidos, la anulación del examen de oposición para el concurso de plazas de docente, y la liberación de sindicalizados y activistas detenidos, informó su vocero.
El lunes la Sección 22 protestó en el Congreso de Oaxaca, y derivado de ello se canceló la comparecencia del director del Instituto Estatal de Educación Pública, Germán Cervantes Ayala, quien se presentaría ante el pleno de la 63 Legislatura como parte de la glosa del primer informe de gobierno del Ejecutivo estatal, Alejandro Murat Hinojosa.