El Consejo Estatal de Participación Social en la Educación (CEPSE) pidió al gobierno de Oaxaca respetar la Reforma Educativa y no devolver la rectoría de la educación de la entidad a la Sección 22 adherida a la CNTE, quien ha exigido ello a base de movilizaciones.
Para ello, el CEPSE, integrado por padres de familia, anunció que buscará reunir más de cinco mil firmas de ciudadanos a través de las cuales se pida al gobierno estatal sean públicas las mesas de negociación sostenidas con el sindicato magisterial. 
 
Además de ello, los tutores demandan ser parte de las reuniones entre el gobierno de Oaxaca y la Comisión Política de la Sección 22, las cuales se han mantenido a puerta cerrada y sin esclarecer los acuerdos de las demandas del magisterio, quien insiste en el restablecimiento de la bilateralidad. 
 
De esta manera, exigirán se garantice la educación para los oaxaqueños. 
 
“Que se dignifique la educación que imparte el Estado ante el peligro que significa abandonar los objetivos de la Reforma Educativa y ceder a intereses”, declaró Luisa García Cruz, quien preside el CEPSE. 
 
Este Consejo es la representación legal de la sociedad en el sistema educativo oaxaqueño con fundamento en la Ley General de Educación y en el acuerdo SEP 02/05/16, publicado en el Diario Oficial de la Federación.